eyc
Newsletter
Por favor, ingrese un email válido

Quilmes. Una casa ideada por su propietario y proyectada por el Arq. Fernando Rodríguez Larsen que, con un marcado estilo propio, ambientes amplios e integrados, se destaca por su calidez.

A mediados del 2016, con la compra de dos lotes en un barrio privado de Quilmes, comienza la historia de esta morada. Una morada íntegramente soñada por su dueño cuyos bocetos llegaron a manos de quien le dió forma e hizo realidad: el arquitecto Fernando Rodriguez Larsen.
Las necesidades y los deseos del futuro propietario eran claros. La casa debería ser flexible, sumamente confortable y capaz de albergar a gran cantidad de invitados.
Así se realizó una planta baja totalmente integrada. Al traspasar su extraordinaria puerta de hierro de 3,30 mts de altura x 2,50 de ancho nos encontramos con una casa llena de pequeños detalles que aportan calidez con una impronta neoyorkina que se respira en cada rincón.


En esta planta, un mural realizado por Joe Sorge simula una postal de Nueva York en doble altura que, junto con su peculiar ascensor, se roban todas las miradas y es “el protagonista” del gran espacio social. Unos pasos más allá, nos encontramos con un cómodo y luminoso living que mira hacia el jardín a través de sus grandes aberturas de dos niveles.
Junto a él están el comedor, la cocina y un peculiar quincho. Este último, armado con mesitas individuales a modo de café, cuenta con absolutamente todo lo necesario para agasajar a los invitados, incluso con dos coquetos baños de hombres y mujeres separados.
El comedor, con una gran mesa de madera para 12 comensales con sillas tapizadas en color crudo con capitoné, tiene como expansión una galería externa usada para los asados de los domingos.
La cocina se destaca por sus medidas generosas, su extenso desayunador y su formidable equipamiento que hacen que el cocinar sea un placer.
En la otra ala de la casa se desarrollaron el lavadero, la sala de juegos y el ambiente especial del dueño de casa: un espacio preparado para albergar su impresionante colección de autitos.
En el jardín, una gran piscina con playa húmeda y solárium ubicada en el fondo del terreno completa la idea de confort y placer.
Al subir a la planta alta lo primero que nos sorprende es el puente que une los dos bloques de dormitorios simulando al mítico puente de Brooklyn.
En este nivel se desarrollan seis cuartos con baños en suite, una sala de blanco y un sauna. Cuatro de esos cuartos son para invitados. El cuarto principal con vestidor es para el dueño de casa y el restante para su hija.
En el último nivel está la terraza circundada perimetralmente por macetas que le dan el toque natural a este lugar al aire libre. Una barra realizada con materiales reciclados, dos baños y un escenario completan este magnífico espacio ideal para disfrutar de las nocturnas brisas del verano.
Gracias a sus espacios y equipamiento, esta casa es una formidable anfitriona de grandes reuniones con una fuerte impronta neoyorquina y la calidez de un hogar argentino.

Fotos: Heber Guruciaga

[ INFORMACIÓN ]
Ubicación: Quilmes. Año: 2017
Superficie del terreno: 1500m2
Superficie del proyecto: 870 m2

[ PROYECTO ]
Arq. Fernando Rodriguez Larsen
Petrona Eyle 450, of 318. Pueto Madero. CABA
Tel. 011.4916.7642

Suscribite a nuestro newsletter y recibí noticias de arquitectura y decoración

Por favor, ingrese un email válido
Arquitectura y decoración

datafiscalTel. 0800.666.0983
+54.0221.483-0074
Fax: +54.0221.422-5938
Av. 19 #668, Torre 1 PB (B1900TQM)
La Plata, Buenos Aires, Argentina