eyc
Newsletter
Por favor, ingrese un email válido
bendito-patio-ucrania-Oleg-Drozdov-Aleksandr-Strulyov

Creada por Oleg Drozdov, la frugal belleza de esta moderna casa es el producto de una reflexión sincera sobre la práctica de la arquitectura y sus condiciones.

Ucrania es un país de Europa del Este bañado al sur por el Mar Negro y por el Azov. Pese a sus promisorios orígenes, en el siglo XIX la Rusia zarista se apropió de gran parte del territorio quedando el resto (la parte oeste) para el efímero Imperio Austrohúngaro. El disputado país se unificó y declaró su independencia recién en 1991, tras la disolución de la Unión Soviética, pero como puede leerse en los diarios actuales, esa unificación -con Kiev como capital- es todavía una meta: algunas de sus regiones, entre ellas Kharkov, pelean por integrar la Federación Rusa (Crimea es de hecho parte de ella desde marzo de este año) desmembrándose de la mayoría ucraniana que ve en la Unión Europea una alternativa más viable.
La casa construida por Oleg Drozdov es sensible a este contexto político y social tanto como al entorno natural al que busca vincularse: un terreno en pendiente en las afueras con vista a las espléndidas luces de la conflictiva Kharkov, la segunda ciudad más grande del país y uno de sus principales centros industriales y culturales.


La elección de una estética contemporánea, habitual en estas latitudes, es allí una apuesta por la modernización de las formas de relacionarse y los modos de vida de la gente, ya que la arquitectura del país en general responde a la tipología del castillo (feudal) mechada con elementos propios de la dominación soviética.
De acuerdo a esta elección, que implica, entre otros rasgos, una fuerte simplificación de las formas, la casa está compuesta por tres módulos rectangulares divididos con arreglo a su función y ajustados a los accidentes del terreno: en la más profunda depresión, separado del sector principal pero vinculado a él por el parque, se implanta el habitáculo destinado a los invitados; en lo que podríamos llamar el grado cero, el destinado a las áreas sociales y la piscina; en el nivel 1 se halla el dormitorio dotado de un baño alucinante y el estudio.
Para aprovechar la luz natural, la vista, y propiciar un efecto de espacialidad, la fachada principal es completamente vidriada. La chapa y la madera –aquí alerce siberiano- constituyen el resto de los materiales que la integran y que también podrán encontrarse en el interior, haciéndose particularmente notables en los cielorrasos que le confieren a la vivienda cierto aire industrial sin llegar a comprometerse del todo con él.
Cabe destacar que cada módulo tiene 60 m². Esta decisión promueve un modo de poblar razonado que hace sistema con un aprovechamiento de los metros cubiertos en los que sorprende gratamente la ausencia de espacios residuales.

Es por eso que en el interior todos los sectores están conectados; no hay puertas, sólo pasadizos. Gracias a este recurso y a la elevada altura de los techos (tributaria del loft), la sensación de amplitud transforma el hecho de medir el espacio en m² en una cuestión obsoleta.
Así, una isla de usos múltiples implantada en el centro del módulo de uso social separa el estar de la cocina-comedor oficiando de mueble para el plasma y como biblioteca del lado correspondiente al estar; mientras que en el opuesto hace lo propio con lo requerido para la cocina. La cara de vidrio extiende estos ambientes hacia el deck que enmarca la pileta.
Una escalera en voladizo comunica este nivel con el superior. Allí el área ocupada por el dormitorio se halla dividida del baño apenas por un tabique acristalado y el estudio se acomoda sin problemas en los metros restantes.
Drozdov&Partners se inició en 1995 como estudio de diseño de interiores que luego se volcaría hacia la arquitectura. Estos comienzos se hacen evidentes en una decoración que lejos del lujo abrumador restringe los materiales, la paleta de colores y el mobiliario al mínimo, dejando que la singularización que trasmuta lo estándar moderno en personal se opere merced a la presencia de algunos objetos (como la lámpara de pie del estar que parece fundirse con el cuadro, la mesa ratona o la bañera) o mediante la simple irrupción del color (como en el caso de la isla negra que corta el off-white agrisado que domina en el nivel).
La vivienda que nos ocupa, bautizada por Drozdov como Anti patio, es parte del proyecto Patiology, sustentado en una investigación en la que el arquitecto intentaba determinar la función social del patio en diferentes épocas y culturas. De esa investigación surgieron otras diez viviendas (Waterpatio fue presentada en uno de nuestros números anteriores) en las que esta pieza cumplía un papel central. Frente a la constante del patio interno correlacionable con la intimidad cerrada del núcleo familiar, Anti patio hace referencia a una sociabilidad diferente, que está fluyendo, y ahí radica gran parte de su reflexiva belleza.•

Fotos: Andrey Avdeenko
Texto: Soledad Franco

[ INFORMACIÓN ]
Tipo de proyecto:  Vivienda unifamiliar
Ubicación: Kharkov, Ucrania
Superficie construida: 130 m²
Año de proyecto: 2004

[ PROYECTO ]
Drozdov&Partners
Oleg Drozdov - Aleksandr Strulyov
www.drozdov-partners.com

 

Suscribite a nuestro newsletter y recibí noticias de arquitectura y decoración

Por favor, ingrese un email válido
Arquitectura y decoración

datafiscalTel. 0800.666.0983
+54.0221.483-0074
Fax: +54.0221.422-5938
Av. 19 #668, Torre 1 PB (B1900TQM)
La Plata, Buenos Aires, Argentina