eyc
Newsletter
Por favor, ingrese un email válido

Hudson.  Obra de SCM Arquitectura, esta vivienda materializa la figura del oxímoron en cada rincón y detalle: imponencia discreta y discreción imponente. En ese juego de sentidos se erigió esta paradigmática casa.

Blanca, impoluta, su color considerado el más puro, que reúne a todos los demás colores y le va cambiando la tonalidad durante el día, la destaca, la amplía; la muestra luminosa e iluminada. En esta vivienda creada por el SCM Arquitectura, el blanco predomina tanto en el exterior como el interior, y le da la luz necesaria; el matiz se lo dan los pisos y aberturas en lapacho, las puertas deslizables que vinculan ambientes, los detalles de madera de esquema japonés (la reinterpretación de los paneles de papel de arroz que rememoran a Wright y Mackintosh) muy usado por este estudio de arquitectos en su última serie de casas… “Donde estés siempre ves el afuera, se desdibuja y comunica con el interior”, argumentan sus integrantes. 
Con una fuerte reminiscencia purista y una volumetría que recuerda a las obras de Richard Meier, con su estilo y racionalidad inconfundible, la claridad de sus líneas, junto con la armonía entre sus espacios y la luz, lo homenajean con esta casa.


Enormes paños vidriados consiguen la fluidez espacial tanto en la planta baja como en sus expansiones en altura, logrando de esta manera llevar el placentero entorno que los circunda al interior de la casa. Tanto en la planta pública como en los espacios de transición pensados en planta alta y terraza, el patio entra y se instala en todos los espacios de la vivienda, como de la misma forma ella extiende sus formas sobre el entorno y así la casa se apropia de los espacios exteriores.
Al igual que Meier, que considera a la arquitectura una disciplina que se encuentra en un continuo flujo, a estos arquitectos los marca y los inspira Frank Lloyd Wright (y sus proyectadas extremidades que se hacen dueñas de los espacios abiertos tan distantes a la vivienda). En esta casa, un puente se extiende hacia el agua, desde la expansión de la planta privada hasta el punto más distante de la casa y la comunica con el fin de la piscina; también con este brazo consigue un semicubierto que define el solárium y enmarca el entorno.
La casa se proyectó en tres plantas. Los espacios sociales y de servicios se ubican en planta baja (living, comedor, cocina, galería semicubierta, lavadero y depósito); a los dormitorios y estudio se accede por la escalera, y en esa misma planta alta, una galería descubierta y una pasarela que conduce a otra escalera que lleva al jardín. El último piso corresponde a la terraza: un espacio semicubierto con parrilla, baño, una minipiscina y una pérgola. Desde allí también se accede a la imponente piscina por una escalera caracol. 
La organización de sus ambientes se basa en una trama geométrica y la articulación que provoca el volumen virtual de la escalera en el punto neurálgico de la casa, los ayuda en el ordenamiento de los espacios interiores. La morfología de este volumen exento (como una cinta plegada) y la desaparición de las aristas en algunos ambientes o espacios circulatorios colabora con la fluidez espacial de la planta de dormitorios, y volvemos a rememorar las viviendas racionalistas del purismo; aquí se pueden ver las influencias de Le Corbusier, y también en la idea de la terraza jardín, con el paradigma de potenciar el verde del bosque con estas figuras puras y blancas que contrastan con el fondo. Enmarca las vistas de la terraza y hace desaparecer el plano que separa el exterior del espacio interior que lo sirve, el quincho o el comedor no dejan reconocer cuando un visitante está adentro o afuera de la vivienda; sectores del patio/terraza forman parte del espacio quincho y viceversa. 
El estar exterior se recorta en un mínimo desnivel que le da intimidad y lo oculta para no obstaculizar la visión del paisaje desde el comedor. En esta secuencia de lugares: cubierto, pérgola, semicubierto y pérgola nuevamente, el espacio abierto llega sin notarlo y se unifica. En estos ambientes vuelve a destacarse la cinta que envuelve la escalera y se estira hasta la terraza rodeando con su muro curvo el quincho, volumen que constituye el remate de la vivienda.
Nobles y austeros, materiales eternos la terminan de definir en los detalles interiores; el porcelanato, el mármol en mesadas y como revestimiento, el cálido lapacho, las incansables venecitas, y los detalles de diseño en cada uno de sus ambientes y su equipamiento. 
En cuanto a la decoración y al mobiliario, para combinar la propuesta con los pisos de madera la elección del color en los muebles fue el blanco, así como en los ambientes de pisos claros, el contraste se materializó en piezas de color marrón (como el sillón Chesterfield) y de madera. Queda por destacar también el estilo del mobiliario, con reconocidos diseños como el conjunto de sillones Barcelona en el living y las sillas Brno del comedor.
Todos los detalles, los espacios, la geometría, las dobles alturas, la fluidez y el entorno contribuyen en el afán de hacer una vivienda imponente y discreta donde se complementan estos conceptos que fusionados logran crear un nuevo sentido.

Fotos: Leandro Arévalo

[ INFORMACIÓN ]
Tipo de proyecto: Vivienda Unifamiliar
Ubicación: Hudson 
Años: 2014-2016 
Sup. cubierta: 590m² 

[ PROYECTO ]
SCM Arquitectura
www.scmarquitectura.com
Esta dirección de correo electrónico está siendo protegida contra los robots de spam. Necesita tener JavaScript habilitado para poder verlo.
Terrazas: 200 m²

AD_SENSE_txt_img_Col3

Suscribite a nuestro newsletter y recibí noticias de arquitectura y decoración

Por favor, ingrese un email válido
Arquitectura y decoración

datafiscalTel. 0800.666.0983
+54.0221.483-0074
Fax: +54.0221.422-5938
Av. 19 #668, Torre 1 PB (B1900TQM)
La Plata, Buenos Aires, Argentina