eyc
Newsletter
Por favor, ingrese un email válido
dpartamento-victoria-maiztegui

En este cambio, la consigna fue reinterpretar el espacio y recuperar la escala. ¿El resultado? Un estar como pasarela con vistas panorámicas, un ambiente único, confortable y cálido.

Ubicado casi en el centro exacto de la ciudad, con vistas a todos los atardeceres, a la Catedral y a la misma Municipalidad, se encuentra este departamento de más de 200 m². El propietario, arquitecto, encaró la reforma de su living/comedor con una limpieza y blanqueado que implicó el retiro de muebles embutidos en madera y tabiques para recuperar un espacio único.
Así planteó una zonificación definida en tira del comedor vinculado a la zona de estar, a través de una barra que mira al sector living, divido en dos sectores. Este espacio se extiende visualmente por los balcones cerrados por un muro de vidrio, generando mayor profundidad y espacialidad.
Desde el techo esta forma se remarca a través de una cinta unificadora formada por placas de diferentes medidas, suspendida desde el cielorraso.


Arquitectura + diseño interior
Luego del blanqueado y limpieza del espacio continuaban presentes mochetas, columnas, diferentes formas y niveles de cielorraso, como también las carpinterías oscuras, propias del edificio, que no dejaban de delimitar el espacio y de entorpecer el efecto buscado de dotar de continuidad espacial a este ambiente.
Desde la visión del diseño de interiores, la decisión fue terminante: dejar atrás el blanco para fundir todo en un color ubicado estratégicamente. Para ello, fue fundamental oscurecer y unificar mediante el color de las carpinterías el ambiente y, de esta manera, resaltar las envidiables visuales. Generar profundidad y un efecto de agujero negro al nivel de los cielorrasos fue otro de los efectos visuales logrados a partir de esta decisión cromática. A partir de este planteo, las placas suspendidas cobraron mayor protagonismo, pintadas en varios tonos más claros, de manera que, por contraste, resaltan más aún. En el comedor, estos elementos bajan desde el techo hasta la pared. Allí, la combinación de placas y espejos sugieren y juegan con la profundidad.

La elección del color
Con los materiales, pisos de madera y carpinterías de aluminio bronce oscuro, la paleta de colores se definió por los tierras, trabajados por contraste, y se eligió el naranja como acento. Los colores y tonos tienen su presencia en los géneros seleccionados: gamuzas, chenilles, panas, cueros y alfombras. También en terminaciones de lacas y microcemento.
Una iluminación cálida, de LED, potencia la elección de los tonos. Pequeños artefactos dispuestos en el cielorraso de placas y entre las uniones de las mismas, delimitan cada una, enfatizan la dimensión y, también, el recorrido. Además, se suspendió sobre la mesa del comedor una lámpara colgante de diseño y se colocó otra de pie en el sector de lectura.

El equipamiento
Los muebles del comedor –propiedad del cliente- se destacan por su diseño simple, de línea danesa de los años 50. Se diseñó una barra terminada en laca naranja que se continúa en el piso como solía (unión) y termina en una serie de estantes, formando el bar. Allí, copas y bebidas se guardan en estantes en naranja tomados a la pared.
En el sector de estar, el sillón L en gamuza color bizón, una mesa ratona terminada en microcemento y un mueble armado en la pared para TV resuelven la zona de reunión.
Inmediatamente, otro sector de estar con dos sillones Coconut de George Nelson, una escultura en madera de Juan Pezzani, y la chaise longue de Le Corbusier definen una entrada a este espacio personal.•

Fotos: Leandro Arévalo
Fuente: Dis. de Interiores Victoria Maiztegui

[ INFORMACIÓN ]
Arquitecto:  Edgardo Paradell
Dis. Interiores: Victoria Maiztegui
(221)15 6218532

 


Suscribite a nuestro newsletter y recibí noticias de arquitectura y decoración

Por favor, ingrese un email válido
Arquitectura y decoración

datafiscalTel. 0800.666.0983
+54.0221.483-0074
Fax: +54.0221.422-5938
Av. 19 #668, Torre 1 PB (B1900TQM)
La Plata, Buenos Aires, Argentina