eyc
Newsletter
Por favor, ingrese un email válido
majestuoso futurismo Belzberg Architects

Obra del arquitecto Hagy Belzberg, esta vivienda ajusta su impronta futurista  a la majestuosidad del entorno logrando una rara e indisoluble unidad.

La casa que usted ve lleva el nombre del soleado distrito al que honra: Kona, ubicado en la isla de Hawaii, la más grande y la más meridional del archipiélago homónimo que desde 1959 suma una estrella a la bandera de Estados Unidos.
Aunque la foto arraigada en nuestra imaginación simplifique Hawaii en arenas blancas y aguas de un azul Disney, la naturaleza es allí mucho más compleja y promisoria. De hecho, debido a los volcanes que le dieron origen, hay también playas de arenas negras y una sorprendente variedad climática.
Entre la lava solidificada del Hulalalai y la inmensidad del Pacífico, el arquitecto Hagy Belzberg levantó junto a su equipo esta casa extraordinaria cimentada tanto en la irregularidad del terreno como en los conceptos claros que guiaron su diseño.


Más allá de lo evidente: el arco de perfil cónico de la entrada, los rectos arbotantes, el vacío, el plateado aportado por la quieta superficie de los espejos de agua y los espacios vidiriados, traslúcidos y limpios que, acostumbrados por la ciencia ficción de los 80, asociamos a las naves espaciales del futuro, la residencia Kona es futurista. No sólo en el sentido de la vanguardia de principios de siglo XX, con la que comparte la audacia calculada, el rechazo de estilos definidos y la voluntad de incorporar todo avance tecnológico que mejore las condiciones de vida del hombre. Su futurismo somete lo visual a los imperativos de la arquitectura más avanzada del presente: sustentable, dialógica y atenta al entorno; una arquitectura que apunta a que haya un futuro.
Curvas y líneas inclinadas cobran vida desde la entrada, efectivizándose en materiales y formas locales para transmitir libertad y belleza a la clásica planta rectilínea moderna. Lo construido se funde con lo natural de manera auténtica, sellando un mutuo acuerdo de suave aceptación: los paneles fotovolcánicos que proveen energía, las piedras de lava oscura que templan el agua de la pileta por radiación solar y el sistema de recolección y recirculación del agua de lluvia tributan al ambiente, mientras que la madera de teca de viejos graneros y vías de tren recicladas que revisten el exterior de la casa reenvían junto a las piedras a la tradición constructiva local. Retribuyendo la cortesía, el entorno entrega la majestuosidad de las montañas volcánicas (al este) y del océano (al oeste) a esa edificación que lo respeta.

La escultura que oficia de pórtico (el arco de 5 metros compuesto de 600 costillas y tiras de madera) conduce a una galería abierta que atraviesa la casa de punta a punta dividiéndola en dos: por un lado tres habitaciones para los niños con un área común, tres para los huéspedes, un garaje y un motor court, más numerosas duchas exteriores; por otro, la zona más pública que incluye una sala de cine (separada), cocina, estar y comedor formando un  impresionante espacio único, la suite principal (que desemboca en un jacuzzi al aire libre), dos oficinas (una para cada uno de los miembros de la pareja), un gimnasio, hidromasaje y la dilatada piscina vinculada al área social por una fabulosa  galería semicubierta. Además de la galería- pasillo, que concluye en un espejo de agua que penetra a través de las ventanas del living, puertas corredizas y grandes superficies vidriadas, conectan cada uno de estos espacios privados a las áreas comunes y con la naturaleza.
En cuanto a la decoración, es una honesta y nada pretenciosa combinación del estilo tradicional de la isla y la sofisticación moderna. Inseparable de la estructura, de acuerdo con el minimalismo, los espacios abiertos, los materiales naturales, los colores neutros de las paredes y la primacía de la madera que se expande incluso, tallada, hasta los cielorrasos, enmarcan los muebles de líneas simples cuya vocación de plegarse al lema “menos es más”, es acentuada por la altura de los techos y la continuidad del lustroso porcelanato que unifica las áreas sociales.
En resumen, tecnología, sustentabilidad y un gusto exquisito parecen ser los elementos con los que la arquitectura será capaz de ofrecer un futuro majestuoso para que habite el hombre.•

Texto: María Soledad Franco
Fotos: Belzberg Architects  / Benny Chan

[ INFORMACIÓN ]
Nombre del proyecto: Kona Residence
Tipo de proyecto:  Vivienda unifamiliar
Ubicación: Kona, Hawaii
Superficie: 725 m²
Año de proyecto: 2010

[ PROYECTO ]
Belzberg Architects
Hagy Belzberg - Barry Gartin
2919 1/2 Main St - Santa Monica, CA 90405
www.belzbergarchitects.com

 

Álbum de Fotos

Suscribite a nuestro newsletter y recibí noticias de arquitectura y decoración

Por favor, ingrese un email válido
Arquitectura y decoración

datafiscalTel. 0800.666.0983
+54.0221.483-0074
Fax: +54.0221.422-5938
Av. 19 #668, Torre 1 PB (B1900TQM)
La Plata, Buenos Aires, Argentina